Sid y Nancy

sid-y-nancy.jpgDIRECTOR: Cox, Alex
PAIS: Gran Bretaña
AÑO: 1986
DURACION: 115 min
INTERPRETES: Gary Oldman, Chloe Webb

A mediados de los años setenta, surge principalmente en Londres, el fenómeno del “punk”, en parte producto de la crisis económica con la que comienza a generalizarse el problema del paro juvenil, en parte por la vuelta a la situación acomodaticia de la sociedad una vez absorbidos y aniquilados los últimos movimientos contestatarios; en definitiva y como siempre, por el rechazo de una nueva generación que trata de hacerse oir en una sociedad con la que no está de acuerdo.

El “punk” fue el movimiento no político mas radical hasta aquel momento, basado en una filosofía nihilista extrema, y materializada en la destrucción material de lo establecido; empezando por ellos mismos.

Si en los años sesenta el consumo de drogas se justificaba como ayuda a la mente para acceder a nuevas sensaciones, en la actitud punk, no es mas que el camino mas placentero hacia la destrucción.

Fiel a sus planteamientos, el agresivo movimiento acabó al poco de comenzar, el estruendo que empezó pasada la mitad de los setenta, no llegaría al final de la misma.

Este filme, se centra, como fenómeno extrapolable, en la corta vida de Sid Vicius, componente del grupo estandarte los Sex Pistols; músico que no tocaba, cantante que no cantaba, pero un mito para sus seguidores por la fidelidad a los principios radicales del movimiento. Principios que le llevarían a un trágico fin, víctima de una de tantas sobredosis.

El final de la película, con unos niños escuchando un nuevo tipo de música reivindicativa en medio de un estercolero de N.Y., nos adelanta que un nuevo fenómeno juvenil sustituirá al fenecido “punk”.

Ver trailer

Anuncios

2 comentarios en “Sid y Nancy

  1. El punk y el planteamiento de esta película me parece interesante, pero me falla el desarrollo. Los personajes no mantienen el interés porque hacen lo mismo y se nos muestra siempre de la misma manera y al final no te importa lo que hagan, y menos aun el final que ya te lo sabes con antelación.

    Saludos ;)

    Me gusta

    • Como puedes ver en el post (escrito hace mil años) a mi tampoco me importan mucho los personajes concretos, me parecen anecdóticos y seguramente falseados, me interesa el ambiente y la filosofía que transmite en general, bastante fiel a la que me encontré (atónito) en el 77 en Londres. Para mi tiene más valor testimonial que cinematográfico. Siempre me han interesado las películas sobre la evolución de la juventud (de quién si no, si los viejos no evolucionan)

      Me gusta

Los comentarios están cerrados.