Sopa de ganso

sopa-de-ganso.jpgDIRECTOR: Leo McCarey
PAIS: USA
AÑO: 1933
DURACION: 65 min
INTERPRETES: Hermanos Marx, Margaret Dumont

Sin llegar nunca a la calidad artística que Hollywood estaba consiguiendo por aquellos años en otros estilos, “Sopa de ganso”, dirigida en esta ocasión por el acreditado Leo McCarey, es considerada, no obstante, como una de las mas logradas producciones de los Hermanos Marx.

Continuando con la formula de trasladar a la pantalla sus éxitos en el mundo del “music-hall”, en esta oportunidad, dicha adaptación sí se ajusta aceptablemente, y por desgracia de forma poco habitual, a las exigencias del lenguaje del cine.

Quizás la categoría profesional del director haga, que los inevitables números musicales, heredados de las versiones teatrales, estén en esta ocasión, hasta bien integrados en el desarrollo del argumento.

Argumento que, como tampoco suele ser frecuente, no solo sirve de soporte insulso para desarrollar el repertorio de gracias de la familia Marx, si no que incide de una forma irónica en parodiar a la clase política, con una filosofía, (casualmente o no), muy de la forma de pensar del genial Groucho.

Con un metraje de poco más de una hora, el inimitable Groucho, sobre el que recae el peso del filme, acompañado de Harpo y Chico (pues la aparición de Zeppo, es ya testimonial), y acertadamente dirigidos por McCarey, desgranan una de las series de “gags” más absurdos que ha aparecido por la pantalla (incluida la mítica escena del falso espejo), con los que ponen en continúo ridículo la ceremonia y solemnidad del hipócrita e inepto mundillo político; con guerra incluida.

Lastima que el creciente éxito, que sistemáticamente obtenían en taquilla, se viera reflejado inversamente proporcional en la calidad de sus trabajos posteriores. Precipitados y poco cuidados, basaron el resultado final, únicamente en el indudable carisma de sus protagonistas.

Ver trailer

Anuncios