Sueños de un seductor

suenos-de-seductor.jpgDIRECTOR: Herbert Ross
PAIS: USA
AÑO: 1972
DURACION: 83 min
INTERPRETES: Woody Allen, Diane Keaton

El estilo de comedia que marca toda la primera parte de la filmografía de Woody Allen, con muy irregular resultado, suele resultar excesivamente recargada con un tipo de humor exagerado, buscando más el efecto físico e histriónico de las situaciones, que la ironía sutil e inteligente que se vislumbra en alguno de sus trabajos iniciales y que permanentemente resultará ser el denominador común en su carrera posterior.

En “Sueños de un seductor”, de título original “Play it again, Sam”, vuelve con su ciudadano urbano, carente de autoestima, inseguro y acomplejado, al que ha abandonado su mujer precisamente por todo eso, y para el que su referencia absoluta es el personaje de Bogard en el filme “Casablanca”.

El desarrollo, mas o menos paralelo al clásico film, acabará en una mítica escena final, a medio camino entre el sarcástico homenaje al cine clásico y el reconocimiento de la aplastante humanidad del “vulgar” ciudadano frente al héroe del celuloide.

Si como decíamos anteriormente, la comedia de ésta época no se distingue precisamente por la sutileza en su humor, en éste film, Woody Allen, acierta plenamente en la hilarante exposición de su personaje, y aunque haya momentos fuera de tono, el resultado final es una de las comedias mas divertidas e ingeniosas de éste prolífico autor. Esta vez apoyado en la experiencia del director Herbert Ross, cuya influencia acabará marcando positivamente su personal estilo de rodar.

Ver trailer

Anuncios