Europa 1951

europa-51.jpgDIRECTOR: Rossellini, Roberto
PAIS: Italia
AÑO: 1952
DURACION: 109 min
INTERPRETES: Ingrid Bergman, Alexander Knox, Giuletta Masina

Una vez en vías de superación la catástrofe bélica, en la que todas las ideologías estaban unidas en el neorrealismo con un frente común, las diferencias entre antiguos colaboradores (Rossellini, Fellini, De Sica, Visconti), irán matizando sus trabajos con sus propuestas más personales.

En este camino, Rossellini, trata de aunar su denuncia social, con un misticismo que comienza a abordar ya en “Stromboli”.

En “Europa 51”, relata en tres partes diferenciadas, su particular visión de la sociedad italiana de posguerra, apuntando sin pudor sus tendenciosas soluciones.

En una primera parte, el film denuncia abiertamente la nueva burguesía crecida al amparo de la incipiente recuperación europea auspiciada por las ayudas norteamericanas. Unos grupos privilegiados instalados en la comodidad y la autocomplacencia.

El presunto egoísmo de una madre con una vida social activa, hace que su hijo, que ha sufrido los avatares de la guerra, se sienta abandonado y acabe en el suicidio. Comienza pues, con una clara y caduca llamada a la mujer a una exclusiva obligación de madre, debiendo renunciar a la de mujer, esposa, amiga. Amparado maniqueamente en un ambiente, reprobablemente conservador, induce hábilmente a condenar las novedosas actitudes femeninas.

En su segunda parte, la frustrada madre, busca expiar su culpa en el refugio de las tendencias comunistas, a través de las que llega a conocer en primera persona, la dureza que rodea al mundo obrero, y que le resultaba ajena desde tu torre de marfil. Pero las pragmáticas soluciones marxistas, no parecen del agrado del director, siendo rechazadas por materialistas y efímeras.

La solución última acabará en un trasnochado misticismo, teóricamente incomprendido por una descompuesta sociedad materialista, que se niega a ser redimida, y en la que la protagonista, en aras de santidad, será sacrificada, como no podía ser de otra forma en la cultura católica más ancestral.

Así, el Rossellini militante antifascista, nos ha desembocado en un panfletario militante de hoja parroquial. Nos quedaremos pues con su excelente oficio para mostrar un desgarrador realismo,… al margen de soluciones piadosas.

Ver trailer

About these ads

Un comentario en “Europa 1951

  1. Pingback: Solo una opinión contable sobre cine « Angel Lapresta: Un cine del siglo XX

Los comentarios están cerrados.